Blogia
urdinia

Efecto mariposa

Efecto mariposa

No querría que este "blog" se tornase de color rosita por tanto hablar de la mayor de las virtudes del ser humano, no obstante, como soy un romanticón de mierda además de tener la mala costumbre de escribir todo lo que me emociona, en enlaces pongo un link a un relato a mi entender muy conmovedor que escribí hace ya la tira de años. De este relato, "Cuando el Sol no se ponga", un guionísta y director de cine al cual respeto mucho ( he ahí la razón por la que no le haya demandado ) se hizo una película bastante conocida.

Como ya se irá descubriendo tengo una clara vocación de escritor, si se me permite el atrevimiento. Desde que tenía seis años tenía claro que quería escribir historias. Desgraciadamente, el sistema me ha impedido valerme de este don para saciar mis caprichos y he tenido que elegir otros caminos menos artísticos. No obstante, ya que de ello no me voy a lucrar ¿porqué no escribir entre caña y caña sentado a la sombra de un fresno silvestre con el portatil sobre las piernas? Pues solamente porque es una postura un poco incómoda, por lo demás, no veo porqué no.

Hacía mucho que no me ponía en serío a picar en el teclado las paridas que se me van ocurriendo sobre la marcha. Esta vez no ha sido como en otras ocasiones por aburrimiento o por cabreo ( las dos principales razones de todo escritor que se precie ) esta vez he sido arrastrado por las corrientes "blogeras", como quién no quiere la cosa. Cada vez los blogs están cobrando más peso en el universo de Internet aunque a veces me aburren sobremedida. Hace unos años asistí a una ponencia de Enrique Dans, en la que intentaba con muy poco arte ilustrar un poco lo que esta pasando en la red con todo esto. Enrique Dans además de ser profesor en el Instituto de Empresa es un blogero y por eso habló bastante del tema. En plan Malaquías comenzó contándonos lo que profetizó un año atrás demostrando ser un Gurú de esto. ¡Qué horror de palabra!. Hoy estaba mirando un poco de todo lo que vaticinó aquel día a ver si se le ocurría volver a colgarse esa medalla. Qué pena. Es por eso por lo que me he decidido a ponerme a ello; Enrique Dans me ha abierto los ojos, me ha demostrado que nadie tiene una bola de cristal, ni siquiera él, un ilustre profesor del IE, y como decía aquel anuncio de Acuarius, la gente siempre hace lo que le da la gana, no lo que imaginamos que va a hacer. Curioso efecto mariposa, ¿eh, Enrique? Quién sabe que mariposa fue la primera que movió sus alas y qué acabará sucediendo. La cuestión es que como dijo "pringles" cuando haces "pop" ya no hay "stop" ( E.D. dixit ), que viene a ser lo mismo que lo de la caja de Pandora pero en versión anuncio de tele.

En fin; patatas con perejil. Ahí queda eso.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres